Marca Informativa CBA

junio 13, 2024
Generic selectors
Coincidencia exacta
Buscar en el título
Buscar en el contenido
Post Type Selectors

Comerciantes denuncian estafa y un grave hecho de discriminación: «Hay que matarlos a todos»

Ocurrió en barrio Alberdi, donde el delincuente simuló haberles realizado una transferencia. Luego los insultó por su nacionalidad vía Whatsapp.

Foto: El Doce.

Los propietarios de un almacén de barrio Alberdi fueron víctimas de una estafa seguida de una lluvia de insultos discriminatorios por parte del estafador. El ladrón aseguró que los comerciantes se merecían este fraude por ser de nacionalidad peruana y sostuvo también que «hay que acribillarlos a todos».

El suceso se desencadenó cuando un individuo ingresó al establecimiento comercial y adquirió productos por un valor superior a los 30 mil pesos. Sin embargo, el pago realizado a través de una supuesta transferencia bancaria resultó ser falso.

Ante esta situación, Eva, una de las propietarias del negocio, intentó comunicarse con el estafador para informarle sobre la falta de pago. Sin embargo, en lugar de recibir una respuesta razonable, fue recibida con una andanada de insultos y expresiones discriminatorias a través de mensajes de WhatsApp.

El rostro del estafador, registrado por las cámaras de seguridad.

El estafador, lejos de mostrar arrepentimiento, expresó despreciables palabras cargadas de xenofobia y odio racial. «La transferencia es falsa, se las puse toda. Te cabe por peruano. Peruano traficante la c… de tu madre. Vos, tu mamá, a todos los peruanos hay que acribillarlos a todos, hay que matarlos a todos porque les cabe», fueron algunas de las desagradables palabras dirigidas hacia los dueños del almacén.

Foto: El Doce.

Eva, visiblemente afectada por la situación, lamentó no solo la estafa sufrida, sino también el nivel de agresión verbal recibido. «Las cosas que nos dijo es lo que más me ha dolido», expresó la mujer a El Doce, mientras que su esposo, Juan Carlos, confirmó que el individuo quedó registrado por las cámaras de seguridad del establecimiento.

Pese a la clara evidencia de discriminación racial, las autoridades únicamente tomaron la denuncia por el delito de estafa, dejando de lado el aspecto discriminatorio del incidente.

Otra imagen del rostro del estafador.

Ante esta situación, Juan Carlos manifestó su desconcierto y molestia por el trato recibido. «A nosotros esto nos deja desconcertados, nos incomoda por el trato. Nosotros somos inmigrantes y encima nos dice narcotraficantes y todos esos insultos. Creo que nadie merece ser tratado así, nos rompemos el lomo trabajando en nuestro negocio de 8 de la mañana a 11 de la noche», enfatizó el hombre.